La igualdad de género requisito para el crecimiento

Con motivo de la XIII Conferencia Regional sobre la Mujer de América Latina y el Caribe, celebrada a fines de octubre en Montevideo, Lakshmi Puri, Directora Ejecutiva Adjunta de ONU-Mujeres, efectuó declaraciones donde señaló que “no habrá crecimiento económico, ni inclusión social, ni acabaremos con la desigualdad, e incluso no llegaremos a la sostenibilidad medioambiental, si no alcanzamos la equidad de género y no permitimos el empoderamiento de la mujer", dijo Puri, planteando que para ello se necesitará "una revolución económica".

Para Lakshmi Puri la revolución económica no es la única, sino que se debe acompañar también de una revolución en "las conciencias", una revolución social "que cambie las normas" y un cambio en la cultura de la "desigualdad, la violencia, la discriminación y la impunidad".

"Necesitamos una revolución política. Políticamente este asunto debe ser una prioridad y debemos hacer partícipes a las mujeres en una democracia paritaria, donde haya representación igualitaria en todos los procesos de tomas de decisiones", aseveró.

"Latinoamérica y el Caribe – agregó, según recogen medios que cubrieron la conferencia - están muy bien posicionadas para demostrar que se puede lograr la igualdad para el año 2030 (fecha marcada por la ONU), pero necesitamos acelerar el paso. Creo que podemos lograrlo".

La Conferencia se ha efectuado en medio de una situación de las mujeres en América Latina y El Caribe que se sigue caracterizando por una discriminación constante. De todas las desigualdades, la de género es la única que está presente sin que el tamaño de la economía, los niveles de pobreza o los logros educativos la modifiquen significativamente (señaló un informe de ONU de 2007). Esa realidad no ha cambiado 9 años después.

Organizaciones feministas han señalado que la existencia de una cultura machista y patriarcal, la persistente división del trabajo según el sistema sexo-género, o la influencia de la Iglesia Católica o de varias ramas protestantes, ha llevado a que, a pesar de los avances la situación siga manteniéndose.