La selva en peligro

Redacción Iniciativa Laicista

El escritor y sociólogo mexicano Jorge Zepeda Patterson  –autor de novelas como “Los usurpadores”, “Los corruptores” y “Milena o el fémur más bello del mundo”– ha escrito hoy una columna en el diario español El País donde agrega una nueva preocupación humanista ante la inminente elección de Jair Bolsonaro como el próximo presidente de Brasil.

Se apoya para esto en un artículo de la periodista Somini Sengupta en The New York Times titulado “What´s at stake un Brazil´s Election? The Future of the Amazon”.  Según esta publicación, la elección del ultraderechista candidato tendría implicaciones internacionales, por tratarse de un referéndum sobre la Amazonía brasileña, la selva más densa del mundo, poseedora de una de las mayores diversidades de plantas, animales, cursos de ríos y minerales, y considerada el pulmón del planeta.

Bolsonaro ha asegurado que eliminará la Secretaría del Medio Ambiente para fusionarla con la de Agricultura e impulsar al poderoso sector agroindustrial, abriendo los bosques a la explotación de soya y ganadería. En su opinión, las protecciones ecológicas han “sofocado al país”.

Escribe Zepeda Patterson:  “El triunfo del candidato conservador supondría un giro radical en las políticas ambientalistas en las que Brasil ha sido un líder internacional en los últimos años, al menos de palabra. En la práctica la deforestación amazónica ha continuado aunque a un ritmo menor en los últimos años. Es previsible que las inercias del mercado en contra de los bosques se intensifiquen de manera exponencial en caso de que la tala se promueva sistemáticamente desde el Estado mismo, como Bolsonaro ha prometido”.

La elección de los brasileños no es, pues, solo respecto de un gobernante de la nación, sino también respecto del destino de la selva más importante del mundo.  Un tema que desborda la historia local de Brasil para convertirse en asunto planetario: una decisión con profundas consecuencias para el calentamiento global.

El escritor mexicano  –que asocia esta inclinación de la ciudadanía brasileña por Bolsonaro con la votación norteamericana por Donald Trump–  señala que son estas “pesadillas colectivas que dejan en entredicho la peregrina tesis de que la historia camina indefectiblemente en pos del progreso. Si lo hace, está claro que se toma libertades, atajos y extravíos con preocupante frecuencia”.